Si les parece que exagero con el título de este texto, les ruego que lean esta frase: “Many barriers to breastfeeding exist at the societal rather than individual level. These influences are typically outside mothers’ control”. Otra frase interesante (esta vez la pongo en castellano) es: “Aunque es la madre quien finalmente amamanta, su capacidad para hacerlo se ve afectada por la cultura y el contexto en el que vive”.

Las frases aparecen en el número de diciembre de 2017 de la revista científica Journal of Human Nutrition and Dietetics, en un artículo redactado por la doctora Amy Brown. Su investigación se titula “Breastfeeding as a public health responsibility: a review of the evidence“, que podríamos traducir así. “La lactancia materna como una responsabilidad de salud pública: una revisión de las pruebas científicas”.

Pero ojo, que cuando la autora cita ítems que suponen un freno a la lactancia materna no hace alusión a aspectos fisiológicos, como podría ser una insuficiente producción de leche, o patologías o fármacos incompatibles con la lactancia (si tienen dudas sobre medicamentos y lactancia no dejen de consultar www.e-lactancia.org). Hace referencia a barreras sociales, culturales y políticas. Visto así, eso significa que los servicios de salud pública deben, en sus palabras, “desempeñar un papel central creando un ambiente que apoye la lactancia materna

[para] que la lactancia materna sea normal, aceptada y protegida”.

Todo lo anterior cobra más importancia si tenemos en cuenta que la gran mayoría de mujeres quieren amamantar a sus bebés. La doctora Brown, tras revisar la literatura científica disponible, detalla cinco aspectos centrales relacionados con las bajas tasas de lactancia materna que existen en la actualidad:

1.- Servicios sanitarios.

2.- Promoción de la salud directamente a la población.

3.- Apoyo a los derechos de las madres.

4.- Protección del bienestar materno

5.- Reducir la capacidad de maniobra de los fabricantes de sustitutos de leche materna.

Nada de lo anterior significa que el apoyo individual no sea importante (soy el primero en defender el importantísimo papel que desempeñan las asesoras de lactancia materna, coordinadas en España por FEDALMA), sino que si únicamente nos centramos en los problemas individuales jamás se producirán (cito textualmente) “los cambios culturales necesarios para normalizar la lactancia materna”.

En su texto, la autora justifica que los países que han adoptado múltiples estrategias de salud pública para promover lactancia materna “han tenido un éxito significativo”. ¿A qué esperamos para imitar a tales países?

Fuente: Brown A. Breastfeeding as a public health responsibility: a review of the evidence. J Hum Nutr Diet. 2017 Dec;30(6):759-770. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28744924

 

Más textos de lactancia materna: http://juliobasulto.com/tag/lactancia-materna/

 

Suscribirse a este blog: http://juliobasulto.com/novedad-suscripcion-a-mi-blog-a-traves-del-correo-electronico/

Próximos cursos o conferencias de Julio Basulto:

 

Cursos_y_conferencias